Edición Cero

El diputado Hugo Gutiérrez anunció que solicitará sumarios contra los responsables por el abandono del mamógrafo móvil entregado al Servicio de Salud Iquique, en...

El diputado Hugo Gutiérrez anunció que solicitará sumarios contra los responsables por el abandono del mamógrafo móvil entregado al Servicio de Salud Iquique, en octubre del 2010 por la Compañía Minera Doña Inés de Collahuasi, además de mostrarse sorprendido al conocer que no era una donación sino un comodato.

El parlamentario, solicitó en el enero del presente año, a la Contraloría General de la República, establecer las eventuales irregularidades, al enterarse a través de los dirigentes de la Fenats, que el mamógrafo digital y el camión respectivo estaban en mal estado y abandonado, no cumpliendo la misión requerida, trasladarse a las diversas comunas de la Región de Tarapacá, para tomar mamografías a las mujeres de la zona con el fin de prevenir o pesquisar precozmente un cáncer mamario

Horas antes de su encuentro con los periodistas, el diputado Gutiérrez, recibió el dictamen de la Contraloría, donde se enteró que “la donación no existió, y que el mamógrafo prácticamente no sirve, no funciona. A cuántas personas pudo haber eventualmente salvado este mamógrafo, si hubiese estado funcionando, a cuántas mujeres de los pueblos del interior, les hace falta este mamógrafo. Sin embargo, no se puede utilizar, no puede prestar la función pública que se requiere, dado que ahí tienen que funcionar médicos, enfermeras, asistentes, técnicos y, aparte que está malo, no puede ser usado porque es un préstamo”, asegura el parlamentario comunista.

La Contraloría iniciará los sumarios correspondientes, según lo informado a Hugo Gutiérrez, en contra de las autoridades correspondientes. “La gran responsabilidad es de la  autoridad pública, primero la intendenta, segundo la directora de salud. Alguien tiene que explicarnos por qué un camión con un mamógrafo, que en un principio fue donado, hoy no es una donación, y esta inutilizado para salvar vidas de mujeres que pueden estar corriendo riesgo en su salud”.

Fenats

El presidente de la Fenats, Wenceslao Busch, quien acompañó a Hugo Gutiérrez, en comparencia ante la prensa, precisó que en su oportunidad, los técnicos y los tecnólogos del Servicio de Salud Iquique manifestaron que el mamógrafo con el camión no servía. “Acá el Servicio de Salud tiene una responsabilidad altísima, ya que teniendo los técnicos, se recibió en forma política, pero no en forma técnica. Yo creo que el sumario administrativo debería arrojar resultados”.

 Intendenta

La intendenta de Tarapacá, Luz Ebensperger, antes la denuncia del diputado Gutiérrez afirmó “los diputados tienen constitucionalmente el poder de fiscalización, pero tienen que hacerlo en forma correcta y no tratando de tener beneficios políticos”.

“Acá hacia un tiempo atrás, llamó una empresa privada (Collahuasi), y esto venía del Gobierno anterior, ni siquiera de este Gobierno,  le ofreció a la Dirección del Servicio Salud de Iquique, un mamógrafo móvil, y fue el SSI del Gobierno anterior, quien pidió las características del mamógrafo que quería adquirir”.

Y añade la autoridad regiona. “Como eso no es una cosa que se adquiere de un minuto para otro, vino el cambio de Gobierno, y en esta administración, la entrega del mamógrafo se realizó en este Gobierno. Lo recibió la doctora Adriana Tapia, a quien yo acompañé. Efectivamente, después ese mamógrafo tuvo problemas, y tengo entendido que la dirección del Servicio de Salud, como había sido adquirido con bienes privado, le solicitó a la empresa que viera cuáles eran estos problemas y que se solucionarán, y el diputado Gutiérrez sin preguntar nada, solo escucho que había un mamógrafo que no estaba funcionando, pide esta investigación y, efectivamente, hay un investigación que hizo la Contraloría, de por qué el mamógrafo no está funcionando. Y no ha funcionado por que tenía problemas y es la empresa privada la que lo tiene que solucionar”.

Collahuasi

Al respecto, la gerente de Asuntos Corporativos de Collahuasi, Bernardita Fernández manifestó que “con fecha 26 de octubre de 2010, y en ceremonia pública, se suscribió un Contrato de Comodato entre Collahuasi y el Servicio de Salud, que implica que el Servicio de Salud puede hacer uso indefinido y gratuito del equipo llamado mamógrafo móvil.  El costo de dicho equipo, asumido por Collahuasi, ascendió a la suma de $420.863.671, según factura de 27 de noviembre de 2009. Collahuasi entregó en comodato el uso del equipo al Servicio de Salud, buscando beneficiar a las mujeres alejadas de centros urbanos y que necesiten hacerse chequeos de mamografías anuales. En conjunto con el Servicio de Salud estamos viendo la reparación para que este equipo preste el mejor servicio”.