Edición Cero

La Autoridad Sanitaria descartó tajantemente la presencia de Cólera en la región y específicamente en el sector de Caleta Los Verdes. La jefa de... Descartan cólera en Tarapacá y refuerzan medidas sanitarias en época estival

La Autoridad Sanitaria descartó tajantemente la presencia de Cólera en la región y específicamente en el sector de Caleta Los Verdes. La jefa de Salud Pública y Planificación Sanitaria de la Seremi de Salud, Dolores Romero, explicó que el Cólera es una enfermedad erradicada en el país y el último caso registrado data de julio de este año, pero era importado en una mujer que viajó a Punta de Cana, llegando a Santiago con la enfermedad.

En Chile no se registran brotes autóctonos de Cólera desde 1998, el último correspondió a un brote en San Pedro de Atacama, con 23 casos confirmados por el Instituto de Salud Pública. Sin embargo, es indispensable tener presente que tanto el Cólera como otras enfermedades entéricas son prevenibles con medidas sencillas como el lavado frecuente de las manos con agua y jabón, el consumo de frutas, verduras y mariscos cocidos y el consumo y compra de  alimentos en lugares autorizados, entre otros elementos de autocuidado”.
La facultativa explicó que la situación de la Enfermedades Entéricas o gastrointestinales es una preocupación sanitaria constante por lo que hay una rigurosa vigilancia en torno al tema.

Es así que en las últimas semanas se confirmaron dos casos de intoxicación alimentaria asociadas al Vibrio Parahaemolyticus, producto del consumo de mariscos y pescados crudos, reiterando el llamado a no consumir los productos del mar sin la debida cocción.

El Cólera o Vibrio Cholerae y las intoxicaciones productos del Vibrio Parahaemolyticus, son enfermedades causadas por bacterias, sin embargo la diferencia es fundamental en cuanto a formas de contagio, síntomas y consecuencias.

Dolores Romero, explicó que el cólera es una infección intestinal aguda causada por la ingestión de agua o alimentos contaminados por heces, que causa una diarrea intensa produciendo con rapidez una deshidratación grave y la muerte de una persona si no se trata en forma oportuna.

El Vibrio parahaemolyticus es una bacteria cuyo hábitat natural son las costas marinas, pues requiere sal para su desarrollo y en la época de calor se encuentra en las aguas litorales y mariscos bivalvos, siendo estos su principal vía de transmisión, produciendo fuertes dolores estomacales, vómitos y diarrea en menor intensidad.
Ante esta situación la profesional expresó que es indispensable que las personas adopten las medidas de prevención respectivas, sobre todo en esta temporada, y que bajo ninguna circunstancia consuman mariscos y pescados crudos, mucho menos en lugares que no cuentan con las autorización, ni las medidas de higiene sanitaria básicas para la manipulación y elaboración de alimentos.

De todos modos, las medidas sanitarias se han reforzado en esta época estival.