Edición Cero

En diciembre del 2012 vence la actual Ley de Pesca, que fue promulgada en el gobierno de Ricardo Lagos, por lo que el 2013...

En diciembre del 2012 vence la actual Ley de Pesca, que fue promulgada en el gobierno de Ricardo Lagos, por lo que el 2013 Chile debe contar con una nueva Ley de Pesca, que actualmente se discute en el Parlamento, que regirá por los próximos 20 años, situación que tiene preocupados a los actores del sector industrial como del sector artesanal. Son estos últimos los que se reunieron con el senador Fulvio Rossi, miembro de la Comisión Pesca del Senado para señalarle sus aprensiones, entre ellas, que en las 5 millas, zona que les autorizarían para que ellos trabajen, ya no hay nada que pescar, el recurso ha sido exterminado.

El senador Rossi, precisó que fijo está reunión con los pescadores del Sindicato de la Caleta Cavancha, porque los pecadores artesanales no han sido escuchado, “yo creo que una ley como esta requiere escuchar a todos sus actores y no como ha ocurrido, lamentablemente, en los últimos años en que el recurso se ha entregado a cinco familias en base a criterios históricos”, señaló

Agregó el parlamentario  “que la institución que ha entregado el recuso y que asigna las cuotas es el Consejo Nacional de Pesca, que es juez y parte, porque está dominado por los empresarios del rubro. Situación bien absurda, increíble, que quienes se benefician de las cuotas son quienes las asignan y no el Estado a través de sus ministerios. Quien define las políticas publicas no es el Estado, sino el Consejo Nacional de Pesca, donde los artesanales no existen”.

El senador nortino manifestó que las cuotas de capturas por cada pesquería serán entregadas en base criterios más históricos y no científicos, situación que ha llevado al despoblamiento del recurso en el mar. “Nosotros esperamos que haya un desarrollo sustentable, que efectivamente haya recursos suficientes para que los pescadores artesanales puedan realizar también su trabajo”.

La creación un Fondo de Fomento a la Pesca Artesanal, un especie de INDAP, pero de la pesca, para apoyar a los pequeños pescadores artesanales, es una de las iniciativas que se estudian en las Comisiones de Pesca del Senado y de la Cámara de Diputados.
”De  esta manera, se puede permitir que subsistan los pescadores artesanales, cobrándole el justo precio por las cuotas de capturas, de un recurso que es de todos los chilenos, a los grandes industriales que han depredado sin pagar un solo pesos, algo así como el royalty a las mineras, es razonable, justo, lógico, y con esos recurso crear un Fondo de Fomento a la Pesca Artesanal, para que efectivamente los ayudemos en innovación, en emprendimiento, en capacitación, perfeccionamiento e infraestructura.”

“Ese es el desafió y ese es el trabajo que vamos a realizar con los pescadores artesanales de todas las caletas desde Pisagua hasta el Loa durante este año”, enfatizó el senador Rossi.

Sin Recursos

El presidente del Sindicato de Pescadores de la Caleta Cavancha, Óscar Zambra, le preocupa la llamada “Ley larga…” que debe quedar lista este año, ya que regirá desde el 2013 a la pesca industrial y artesanal del país.

“Esta ley, hasta el momento, resguarda para los artesanales las cinco millas, pero resulta que con las redes de cinco milímetros que se han utilizado en la captura de la anchoveta, se han llevado toda la pesca blanca, ya que de esas redes no hay especie que pueda escapar. O sea, que dentro de las cinco millas, que es la zona donde los artesanales podemos pescar, no tenemos nada, ya que la red, se lleva toda la pesca blanca que es del consumo de la población. Esta nueva ley es terriblemente perjudicial para los artesanales”,

El dirigente afirma que actualmente, como en la 5 millas no hay pesca para el consumo humano, ni ninguna otra especie, salen a pescar a las 50 ó 60 millas arriesgando la vida, para tener el sustento familiar, porque en la orilla no hay nada, toda la pesca blanca que andaba detrás de la anchovetita, se fue en los cercos para las bodegas.

 “Eso e lo que nosotros estamos pidiendo ahora, que los señores legisladores velen por los recursos pesqueros para el consumo humano. No es posible que se entreguen recursos que son de todos los chilenos a unas pocas personas”.

Los aproximadamente 700 pescadores artesanales de la Región de Tarapacá, sienten que cada vez se le hace más difícil salir a pescar, ya que los últimos años se ha agotado el recurso en las 5 millas de zona reproductiva, y piensa que no la nueva ley se va a producir un exterminio total de la pesca artesanal.