Edición Cero

Preocupados y molestos están los pobladores de Huara con las obras del alcantarillado, todo ello, producto que ha generado constantes incomodidades con el levantamiento... Alergias por polvo en suspensión por obras de alcantarillado en Huara

Preocupados y molestos están los pobladores de Huara con las obras del alcantarillado, todo ello, producto que ha generado constantes incomodidades con el levantamiento de polvo y chusca, la falta de agua que deben tener las calles y alergias que sufren, como consecuencia,  niños y adultos .

“A nosotros como dirigentes nos reclama la gente, tenemos malos tratos por parte de la empresa y es frustrante esta situación, hay más de 40 días que están abiertos los sectores, la chusca se levanta y el problema es de los niños porque están inhalando el polvo en suspensión.  Y se ríen porque nosotros reclamamos”, aseguró el presidente de la junta de vecinos Nº 3, Edmundo Cáceres.

El proyecto del alcantarillado de Huara está a cargo de la empresa constructora Navarrete y Díaz Cumsille, y son ellos, quienes dentro del proyecto deben constantemente estar mojando las calles del pueblo para evitar el polvo en suspensión. Pero según la queja que realizan los pobladores este compromiso no se realiza con la prioridad que debe hacerse.

“El estado está pagando para que tengamos un mejor proyecto, queremos que echen agua. Lo mínimo deben ser tres veces al día que deberían regar las calles, se acumulan cúmulos de tierra y el malestar de la gente ya es notorio”, dijo el dirigente.

La iniciativa tiene como principal objetivo dotar de infraestructura sanitaria de alcantarillado público a la localidad, y cuyo monto de inversión supera los 2 mil 700 millones de pesos en total. De ellos, mil millones cincuenta y cuatro mil fueron aportados por el Gobierno Regional, directamente desde la Subsecretaría de Desarrollo Regional (Subdere). En tanto, el resto lo solventa la empresa Aguas del Altiplano con mil millones de pesos.