Edición Cero

Cambio21 / Por Teresa Frías K.- Con molestia reaccionaron los líderes del Partido Comunista y las redes sociales de Twitter y Facebook tras conocer las... Analistas políticos califican de machistas críticas del premio nacional Gabriel Salazar a Camila Vallejo

Cambio21 / Por Teresa Frías K.- Con molestia reaccionaron los líderes del Partido Comunista y las redes sociales de Twitter y Facebook tras conocer las declaraciones del Premio Nacional de Historia, Gabriel Salazar, emitidas al diario El Llanquihue sobre Camila Vallejo. En la entrevista, Salazar “aconseja” a la actual vicepresidenta de la Fech renunciar al Partido Comunista para proyectar su carrera política, ya que por su juventud sería fácilmente manipulable por los “viejos” del PC.

Asimismo, la instó a “leer más” luego que la dirigenta respaldara el régimen de Fidel y Raúl Castro en Cuba.

Esto no cayó bien la cúpula comunista, que hicieron una fuerte crítica al historiador en su rol como comentarista político. Entre ellos, el diputado Hugo Gutiérrez indicó que su crítica responde a un “anticomunismo inexplicable” y de paso le recordó su pasado en el Movimiento de Izquierda Revolucionario, MIR.

¿El poder de Vallejo en el PC?

Sobre el tema, el cientista político Patricio Gajardo, investigador del Instituto Libertad,  aseguró estar “totalmente de acuerdo con lo que señala Salazar”, agregando que “la única diferencia que tengo es que Camila Vallejo es una líder con capacidad y con talento. Lo demostró en el movimiento estudiantil 2011, pero es un lastre que se haya vinculado al Partido Comunista”.

En esa línea agregó en diálogo con Cambio21 que “la capacidad que mostró el 2011 fue su transversalidad y ser capaz de interpretar a grupos distintos, de diferentes sectores y no enfocarse en el solo tema de la educación. Tuvo una visión más allá de la pertenencia a un determinado partido”.

Sobre la recomendación de cambio que debe enfrentar la ex dirigenta estudiantil, Gajardo indicó que “efectivamente el recambio interno en el Partido Comunista es muy complejo. Dentro del partido la estructura es bastante monolítica y tiende a ser gerontocrática, es decir los viejos estandartes se mantienen casi inamovibles”.

“Aquí tampoco se puede pedir que Camila Vallejo se cambie de partido porque cuando existen convicciones, es muy difícil que se haga, porque esto no es como cambiarse de zapatos”, replicó el analista.

Finalmente dijo que “además no podemos proyectar que Camila continúe en el tiempo, falta mucho para decir algo así”.

Por su parte, el cientista político de la Universidad de Chile, Alejandro Olivares, comentó que “los dichos de Salazar son muy machistas, eso de hablar de ‘la cara bonita’, es un poco menospreciarla”.

“Muchos reaccionarán a favor o en contra de Salazar, porque la forma en que habló de la estudiante no era la correcta. Además, todos se fijan mucho más en los elementos de contexto que utilizó menospreciando una figura femenina emergente”, recalcó el experto.

Por último el profesional se pregunta “sí hubiera sido un hombre el que ocupara el puesto de Vallejo, ¿hablaría de igual forma”? Su respuesta es que “por ende ahí radica la molestia, porque como país se ha luchado por una apertura a la igualdad. Porque aquí el problema no es que sea Camila Vallejo, sino que sea una mujer”.

Desde las redes sociales, en tanto, hubo opiniones tanto en contra como a favor de los dichos de Salazar, situando el nombre del historiador entre los temas más comentados de Twitter y Facebook.